Historia del Tarot – Descubre cómo surgió esta herramienta de adivinación

historia del tarot

El Tarot es probablemente una de las herramientas de adivinación más usadas actualmente en el mundo. La magia de este método atrae personas hace siglos. Pero al final ¿cuál es la historia del Tarot?

Actualmente las cartas están disponibles para compra en centenas de diseños diferentes. Hay una baraja de Tarot para prácticamente cualquier practicante, no importa cuáles sean sus intereses.

Si eres fan de “El Señor de los Anillos” o de béisbol, si amas zombis o estás interesado en los escritos de Jane Austen, probablemente hay una baraja para que elijas.

Si bien los métodos de lectura del Tarot se han ido modificando a lo largo de los años, y muchos lectores adoptan su propio estilo para los significados tradicionales, en general las cartas en sí no cambiaron mucho.

Veamos algunas de las hipótesis de cómo surgió el Tarot, cómo las cartas se volvieron más que un simple juego de salón y algunas de las primeras barajas de Tarot.

Historia del Tarot

Algunos creen que las barajas comunes, empleadas para jugar, evolucionaron a partir del mazo original del Tarot. Pero, de acuerdo con el historiador Tom Tadfor Little, los primeros mazos de cartas aparecieron en Europa alrededor de 1375. 

Probablemente, habrían sido tomadas de las sociedades islámicas donde fueran usadas desde hacía ya varios siglos. Sin embargo, estas no eran cartas de Tarot. Tadfor Little afirma que no hay evidencias que demuestren que las cartas del Tarot ya hubieran sido creadas cuándo la baraja tradicional empezó a circular.

Las primeras referencias a lo que probablemente sería el origen del Tarot aparecen en 1440, en una carta escrita por el Duque de Milán, en la cual hace un pedido de varias barajas de cartas de “triunfos” para ser usadas en un evento especial. En la carta, se nota que hay una diferencia entre las cartas de “triunfo” y las cartas habituales de “juego”.

Al parecer las primeras cartas del Tarot fueron creadas como un juego. Estaban compuestas de cuatro palos con cartas numeradas del 1 al 10. También había cartas que representaban la Corte con las figuras de la reina, el rey, el caballero y el paje.

La baraja incluía aún 22 cartas simbólicas que no pertenecían a ningún palo. Esta baraja fue usada para jugar a un juego conocido como “triunfo”, muy similar al juego de bridge. Este juego se difundió rápidamente por toda Europa. Alrededor de 1530, se empieza a llamarlo tarocchi, una versión italiana de la palabra francesa Tarot.

Esas cartas de “triunfo” eran frecuentemente pintadas para familias ricas. Los miembros de la nobleza encargaban a los artistas la creación de su propio juego de cartas, con miembros de la familia y amigos como naipes. Varios mazos, algunos de los cuales aún existen hoy, fueron creados para la familia del Duque de Milán y contaban con varios condes, barones y otros nobles entre sus naipes

Como no todos tenían condiciones de contratar un pintor para crear un conjunto de cartas personalizadas, por algunos siglos ese tipo de baraja fue algo que pocos privilegiados podían tener.

En 1781, en Francia e Inglaterra, los ocultistas descubrieron las cartas de Tarot. Ellos veían las imágenes de las cartas de manera simbólica, otorgándole a éstas un significado, a diferencia del uso de esas cartas como un simple juego.

Se pasó a usar las cartas como una herramienta de adivinación y a escribir relatos de cómo jugar al Tarot con esa finalidad. De esa manera, el Tarot se volvió parte de la filosofía del ocultismo.

Posibles orígenes egipcios del Tarot

También están aquellos que sostienen que la historia del Tarot se originó en Egipto. En algunos círculos, se cree que las cartas del Tarot son el único “libro” sobreviviente del gran incendio que quemó las bibliotecas del antiguo Egipto.

En esta teoría, las cartas son consideradas claves jeroglíficas de la vida. ¿Te interesa? Descubre lo que dice el Tarot Egipcio.

Tarot como Adivinación

Tanto en Francia como en Italia, el propósito original del Tarot era el de un juego tradicional y no una herramienta adivinatoria.

Cuando el tema es la historia del Tarot, estudiosos apuntan que la adivinación con barajas comenzó a popularizarse a fines del siglo XVI e inicio del siglo XVII, aunque en aquella época su uso fuera mucho más simple que al que hoy día hacemos del Tarot

En el siglo XVII, se empezó a atribuir significados específicos a cada carta y a proponerse incluso formas de cómo echar las cartas para fines adivinatorios.

El Tarot y la Cábala

En 1781, un masón francés (y exministro protestante), Antoine Court De Gebelin, publicó un análisis complejo del Tarot, en el cual revelaba que el simbolismo en el Tarot era derivado de los secretos esotéricos de los sacerdotes egipcios. 

De Gebelin explicaba aun que ese antiguo conocimiento oculto había sido llevado a Roma y revelado a la Iglesia Católica. Sin embargo, los papas quisieron desesperadamente mantener en secreto ese conocimiento misterioso.

En su estudio, el capítulo sobre los significados del Tarot explica el simbolismo detallado de las cartas y lo relaciona a las leyendas de Isis, Osiris y otros dioses egipcios. El principal problema es que no había ninguna evidencia histórica que apoyara el trabajo de De Gebelin.

Sin embargo, esto no impidió que los europeos de clase alta incursionaran en el movimiento del conocimiento esotérico. Así, a principios del siglo XIX, barajas de cartas como el Tarot de Marsella comenzaron a ser producidas con imágenes y símbolos basados específicamente en el análisis de De Gebelin.

Según una de las historias del Tarot, en 1791, Jean-Baptiste Alliette, un ocultista francés, publicó la primera baraja de Tarot proyectada específicamente para fines adivinatorios, y no como un juego de entretenimiento. Algunos años antes, él había respondido al trabajo de De Gebelin con un texto propio: un libro que explicaba cómo alguien podría usar el Tarot para la adivinación.

El interés por el lado misterioso del Tarot se extendió y las cartas pasaron a ser cada vez más asociadas con la Cábala y los secretos del misticismo hermético.

A fines de la era victoriana, el ocultismo y el espiritismo se volvieron pasatiempos populares para familias de clase alta. No era inusual participar de una fiesta en una casa y encontrar una sesión en andamiento o, en un rincón, alguien leyendo la palma de la mano o interpretando hojas de té.

Conoce más sobre los símbolos y códigos del Tarot, en este video:

Los orígenes del tarot como lo conocemos

El ocultista británico Arthur Waite era un miembro del Orden de la Aurora Dorada. Waite se reunió con la artista Pamela Colman Smith, también miembro del mismo Orden y creó el Tarot Rider-Waite, publicado por la primera vez en 1909.

Probablemente, por sugerencia de Waite, Smith se inspiró en el Tarot Sola-Busca, creado en 1490 y la única baraja del siglo XV que llegó completa a los días de hoy. Se deduce eso por la perceptible similitud entre el simbolismo de Sola-Busca y el resultado final del trabajo de Smith.

Smith fue la primera artista a usar personajes como imágenes representativas en las cartas inferiores. En vez de mostrar solamente un conjunto de objetos, como copas, monedas, palos o espadas, Smith incorporó figuras humanas a las cartas. El resultado es la baraja icónica que todo lector conoce hoy.

Las imágenes del Tarot Rider-Waite fueron pensadas dentro del simbolismo cabalístico. Por eso, son en general usadas como el mazo patrón en casi todos los libros instruccionales sobre el Tarot. Hoy muchas personas se refieren a esa baraja como el Tarot Waite-Smith, en reconocimiento al trabajo artístico de Smith. 

Ahora, más de cien años desde la publicación de la baraja Rider-Waite, las cartas de Tarot están disponibles en una selección prácticamente infinita de diseños. En general, muchos mazos siguen el formato y el estilo de Rider-Waite, aunque cada uno adapte las cartas para adecuarse a su propio tema.

Como podemos ver en este artículo, hay muchas historias sobre cómo surgió el Tarot y no hay una comprobación eficaz que determina cuál es el origen cierto de esta baraja.

El importante es que no solamente los ricos y la clase alta domina esta herramienta de adivinación. El Tarot está disponible para cualquiera que desee dedicar su tiempo en aprenderlo.

Ahora que ya conoces la historia del Tarot, ¿qué te parece aprender a predecir el futuro con el Tarot? Lea también:

Para obtener información exclusiva, active nuestras notificaciones

Expertos en línea

Carolina .

Carolina .

Fotomancia

99% de aciertos

520 consultas

-50%*

* Promoción válida en tu primera consulta.
Mistica

Mistica

Tarot,videncia

100% de aciertos

2 consultas

US$ 2/10min*

* Promoción válida en tu primera consulta.
Jesús

Jesús

Vicente y tarotista,couching de la realizacion personal,cabalista

98% de aciertos

135 consultas

-50%*

* Promoción válida en tu primera consulta.
Soledad

Soledad

Baraja española,baraja española tarot gitano,tarot evolutivo

95% de aciertos

558 consultas

US$ 2/10min*

* Promoción válida en tu primera consulta.