Día de Obalú Ayé en el Candomblé – Conoce todas sus características

Obalú Ayé

Conocido como el temido de los Orishas, Obalú Ayé es responsable por la tierra, el fuego y la muerte. Todos saben que es extremadamente poderoso, tanto en el Candomblé, como en la Umbanda. Pero es imposible saber todas las características de ese Orisha o de sus hijos. Pero si quieres identificarle con mayor facilidad, sigue con nosotros y entiende un poco más acerca de ese tan conocido Orisha.

¿Quién es Obalú Ayé? Conoce más sobre el Orisha

También conocido por los nombres de Omolu, Omulu, Obaluaiê y Orisha Obaluaê, es uno de los más temidos por los humanos. ¡Eso porque es a través de su poder que se convierte en el responsable por la tierra, el fuego y la muerte! ¿Y quién no teme la muerte?

Es importante saber que nadie es capaz de esconder nada de Obalú Ayé, por eso es símbolo de temor tanto en la Umbanda y en el Candomblé. Es capaz de ver cada detalle en la vida de las personas. Y por regir la tierra, de donde todo comienza y tiene fin, es el encargado de la muerte. Pero, también es el protector de los enfermos pobres, por conocer el sufrimiento de cada uno que lleva alguna enfermedad, teniendo relaciones con la cura.

Se puede decir que Obalú Ayé está directamente vinculado a la evolución de todos los seres, de manera continua. Su nombre significa Rey y Señor de la Tierra. En sus vestiduras hay el símbolo de la paja escondiendo los misterios de la vida y de la muerte. Su relación con la tierra caliente y seca también le hace ser asociado al calor del fuego y del Sol.

Obalú Ayé irradia energías positivas, que transforman todo sentimiento negativo en buenas cosas. Su color es el violeta y es el Señor de los pasos de un plano a otro. Sólo por esto ya es posible entender los motivos de Obalú Ayé ser considerado el Orisha responsable por controlar la muerte, ¿verdad?

Y no es para menos: la deidad actúa en el proceso de reencarnación y cuida la evolución humana a través de la irradiación energética y espiritual para la evolución de cada uno de nosotros. Hace la transmutación en cada uno de nosotros, o sea, transforma energías negativas en positivas.

Conoce las características de los hijos de Obalú Ayé

Los hijos de Obalú Ayé suelen tener aspecto de cierta forma depresivo, como aquellos que ven el vaso siempre “semivacío”. Su semblante triste los hace tener la costumbre de quejarse mucho de la salud y de dolores, así como demuestran mucha terquedad y dificultades en creer que van a revertir la situación difícil vivida momentáneamente.

Su lado gruñón choca con la manera dulce y cariñosa que muchos tienen, siendo así más expresivo y común. Con cierta frecuencia, presentan manchas en la piel y presentan dolores reales por el cuerpo.

Y no es un buen negocio figurar entre los enemigos de un hijo de Obalú Ayé. Suelen ser vengativos y sin piedad a la hora de devolver alguna ofensa o perjuicio a ellos destinado anteriormente. Aún así, los hijos preservan mucho sus amistades, yendo con ellas hasta el fin de todo.

También son muy dedicados en todo lo que hacen, especialmente en lo que se refiere al trabajo. Suelen ser limpios y vanidosos, además de demostrar gran belleza. Cuando esta no es física, es espiritual, llegando a logros fuertes con el brillo del Sol en su alma.

Sincretismo de Obalú Ayé

Obalú Ayé es un Orisha que posee dos sincretismos, actuando en dos líneas completamente diferentes.

Si acompañado de Nanã, Obalú Ayé es más joven. En ese caso, su madre elimina de su memoria a personas con muerte anunciada en breve. Es él quien hace el paso del alma del mundo material al mundo espiritual.

Aquí, es sincretizado con San Roque, un santo de la iglesia católica, patrono de los enfermos víctimas de grandes pestes y protector de los cirujanos.

El sincretismo de Omulu ocurre cuando este Orisha se presenta con Yemanjá. En ese caso, toma una forma más vieja y se llama Omulu. Si Obalú Ayé hace la transición entre la vida y la muerte, cuando se llama Omulu, él e Yemanjá son responsables por la encarnación.

En ese caso, el sincretismo se hace con San Lázaro, un santo católico protector de leprosos y mendigos. Este poseía muchas llagas y heridas en el cuerpo pero, aún así, no dejó de tener fe.

Día de Obalú Ayé en el Candomblé

El día del Orisha es 16 de agosto. La fecha es elegida por ser también celebrado el día de San Roque, con el que este Orisha hace sincretismo en el mundo católico.

Ambos son responsables por cuidar de las personas enfermas, con heridas y otras enfermedades que puedan estar atormentando.

En ese día, se recuerda la trayectoria de la deidad para que no se olvide de las personas que sufren en sus últimos días o buscan una encarnación tranquila. Es también el mejor período para que hagan ofrenda para Obalú Ayé. Esto le complace, ya que es un Orisha muy temido y rencoroso con quien no le aprecia; ¡nunca es demasiado celebrarle en su día!

Leer también:

Para obtener información exclusiva, active nuestras notificaciones

Expertos en línea