El apóstol Pedro: conoce todo acerca del santo y su importancia

el apóstol Pedro

¿Alguna vez ya pensaste en por qué dicen que San Pedro guarda las llaves del cielo? Él es uno de los santos más celebrados entre los cristianos. Entre los apóstoles que acompañaron a Cristo, a él le tocó el papel de comenzar la iglesia. Debido a su importancia, nosotros de Ayuda Mística resolvemos traer aquí todo acerca del el apóstol Pedro y sus curiosidades. ¡Comprueba ahora!

¿Quién es San Pedro?

Para los que siguen el cristianismo no hay figura más incontestable que San Pedro. De acuerdo con los pasajes del Nuevo Testamento, es él quien consolida los mensajes de Jesús, y da origen a la Iglesia. Por supuesto que la idea de Iglesia en una fase embrionaria, y sólo después ella va recibiendo sus dogmas y sus banderas.

La historia de este Santo – Todo acerca del apóstol Pedro

En los pasajes bíblicos, Pedro nació Simón. El origen de su nombre de apóstol representa “roca”, la solidez necesaria para aquel que sería el fundador del espacio que llevaría el mensaje de Jesús a todos los pueblos.

Se cuenta que nació en una localidad que estaba a orillas del Mar de Galilea y, por eso, su ocupación era la de pescador. Y, en el primer contacto con el Mesías, se dijo que Pedro sería “el pescador de los hombres”.

Al conocer a Jesús, su rutina simple de pescador, acabó. Simón dio lugar a Pedro, y se creó la futura unidad cristiana. El apóstol Pedro acompañó toda jornada de Cristo y, aunque lo ha negado tres veces, juró amor eterno a su maestro tres veces, y fue perdonado. Por último, Jesús le pidió a Pedro que cuidara de su rebaño.

Para saber quién es San Pedro, es importante entender que ese Santo dividió con el apóstol Pablo la responsabilidad de dar inicio al primer grupo de cristianos.

Aunque en un ambiente adverso, ellos consiguieron valientemente luchar para el mensaje de Cristo ser difundido. Salieron de Jerusalén y se establecieron en Roma, lugar donde lograron fortalecer el Evangelio, y consolidar la futura iglesia católica.

Fue arrestado por los romanos y acusado de incitar a la “Iglesia de Jesucristo”. Fue condenado a la crucifixión. Pero a su petición su cruz se puso de cabeza, pues él pensaba no ser digno de tener la misma muerte de su mentor. San Pedro tenía 67 años cuando murió.

Incluso con su muerte, el papel se cumplió. El santo había logrado crear la comunidad cristiana. De allí en adelante el mensaje se esparció, el apóstol Pedro se redimió y ganó su lugar al lado del maestro.

Los símbolos que circulan y dan origen a quién es San Pedro

Para saber todo acerca del apóstol Pedro necesitamos conocer las más comunes representaciones acerca de él. ¿Quién nunca oyó que él guarda las llaves del cielo? ¿Por qué será eso?

En un pasaje del Evangelio de Mateo, Jesús le dice a San Pedro: “Y a ti te daré las llaves del reino de los cielos; y todo lo que atares en la tierra será atado en el cielo”. Esta es la explicación para el título de “portero del cielo”.

El aṕóstol Pedro también es homenajeado durante las fiestas del mes de junio por todo Brasil. El día de San Pedro es 29 de junio. Una fecha litúrgica que sirve para recordar que fue el primer Papa de la Iglesia Católica.

En relación al sincretismo religioso, San Pedro corresponde en las creencias de la Umbanda con el orixá Xangô. Ambos se festejan en los días 29 y 30 de junio. Son símbolos de fuerza y liderazgo y, por eso, son relacionados.

En el noreste brasileño, en el día de San Pedro se encienden hogueras para alabar al santo que logró mantenerse fiel al mensaje de Cristo. Sus devotos no renuncian a juntar leñas frente a sus casas y, a las 06 de la tarde, encenderlas.

La principal oración de San Pedro

Saber quién es San Pedro es no dejar fuera su principal oración. Los seguidores de ese santo hombre confían su fe y, con la seguridad que serán atendidos, repiten la “Oración del apóstol Pedro” que dice:

“Glorioso San Pedro, creo que eres el fundamento de la Iglesia, el pastor universal de todos los fieles, el depositario de las llaves del cielo, el verdadero vicario de Jesucristo; me glorío de ser tu oveja, tu súbdito e hijo.

Una gracia te pido con toda mi alma: guárdame siempre unido a ti y haz que antes me sea arrancado del pecho mi corazón que el amor y la plena sumisión que debo a ti en tus sucesores, los Pontífices romanos.

Que viva y muera como hijo de la Santa Iglesia Católica Apostólica Romana. Que así sea. Oh glorioso San Pedro, ruega por nosotros que recurrimos a ti. Amén”.

Saber quién es San Pedro es siempre un camino para usar como referencia a la vida de ese sagrado hombre, que vivió los últimos días con Jesús, se arrepintió de sus actos, y usó toda su fe para transformar de una vez el mundo que conocemos. Es sin duda una lección que todos debemos abrazar, e intentar repetir su dedicación.

Ahora que ya conoces todo acerca del apóstol Pedro, sigue leyendo:

Para obtener información exclusiva, active nuestras notificaciones

Expertos en línea